Oración a Santa Marta enamorada

Oh Santa Marta, virgen querida

Patrona y señora en asuntos del amor,

Por ser amorosa, noble, servicial y  muy valiente

Intercede por mí ante Jesucristo nuestro creador

Para que me ayude a curar esta pena de amor,

Que resurja el amor espontáneo que una vez nos unió,

Santa Marta, Patrona de los enamorados,

Dulce madre mía

Que entiendes de mi tristeza, que no ignoras mi dolor,

Te ruego que seas la mediadora de mi relación

de nuestro gran amor,

  intercede por nosotros,

para que siempre brille una luz de esperanza

 que nos permita encontrar la pronta solución

a nuestros conflictos de pareja,

Si este amor es conveniente para los dos,

Ayúdalo a prosperar, que encienda la chispa del amor

Sé tú mi gran aliada, dame tu mano

  Ayúdame a salir airosa

En las dificultades amorosas,

Sin que esto tenga que afectar otros,

Pués mi felicidad no debe ser a causa de la aflicción de otras personas.

Te pido que nuestro amor se consolide a través del tiempo,

Que cuente con la aprobación divina

Teniendo a Dios siempre presente en nuestra vida

Con gran devoción os confío mi amor

Ilumínanos y concédenos la gracia

De tener tu bendición

Ruega por nosotros y concédenos un amor leal, transparente,

Que siempre esté presto hacia la felicidad del otro (a)

Concédenos tu nobleza y gallardía

para saber cómo hacerle frente a los momentos difíciles

guíanos e ilumínanos para evitar vivir en la discordia,

que el consenso y los acuerdos sean nuestro norte

en los momentos críticos que en ocasiones podamos tener.

Yo por mi parte prometo adorable Santa, amada mía

Dedicarte mis alabanzas, rendirte tributo y profesar mi fe

Y seguir tu ejemplo de amor, de caridad, de trato afable

de hospitalidad, cuando esté a mi alcance

Con las personas que la requieran,

Te lo pido por el amor que demostraste a nuestro Señor Jesucristo.

Amén

¿Por qué centenares de personas en el mundo le piden a Santa Marta para el amor?

Siendo Santa Marta un personaje ampliamente conocido, pues era hermana de Lázaro, a quien Jesucristo resucitó, luego de haber transcurrido dos días y sufrir muerte natural. A causa de su fallecimiento muchos devotos realizan sus peticiones para que bendiga su relación sentimental y les ayude a canalizar sus emociones y afectos, y los colme de positividad, pues se le conoce como un personaje altruista pues su vida estuvo signada por la abnegación y la caridad, por lo que siempre fue una mujer muy hospitalaria, sin ningún tipo de interés particular.

Es pertinente destacar que cuando hablamos de amor, no solamente hacemos referencia al amor romántico y a la pasión en una pareja, sino también al amor amistoso y fiel, al amor desinteresado, el amor como la expresión del sentimiento más evidente y abstracto a la vez, cualidades éstas que pueden verse claramente reflejadas en la personalidad de Marta, una mujer hospitalaria que albergó a nuestro Señor Jesucristo unas tres veces en su casa, la misma que  le manifestó que creía firmemente en él cuando le dijo: “tú eres  el Cristo, el  hijo de Dios

Acá te presentamos una oración a Santa Marta enamorada, para que a través de la misma, puedas dirigirle tus peticiones a ésta adorable Santa para fortalecer esos lazos afectuosos, para cultivar el sentimiento más puro, más noble y  encomendarle nuestros seres queridos es por eso que llega a tanta gente y es una herramienta muy poderosa en el ámbito espiritual, por lo que suplicarle a Santa Marta que sea nuestra intercesora ante Dios todopoderoso, es   una excelente determinación sobre todo cuando las cosas no parecen salir como lo esperamos.